Bgo en Donosti II 30

¡Feliz día del retrete a todo el mundo!

Ya sabéis que llevo ya unos año muy preocupada por la gestión de la caca sincrónica y diacrónicamente. Además, aprovechando el día me he visto un par de TED talks sobre el asunto y he aprendido mogollón, no ya del hecho de hacer letrinas, si no de la motivación de usar el retrete. La higiene no vende, hay que decir que usar el retrete te hace sexy o te hace rico. Así es el ser humano. Me gustaría ira algún país empobrecido (¡no hay países pobres, otros países los hemos expoliado y empobrecido!) y trabajar en la implantación de retretes.

Una de las TED talks era de un indio que hace compresas baratas. Rudimentarias y tal, pero asequibles para las mujeres rurales de la India. Ha debido de vender 600 máquinas y se ha expandido a unos pocos países. Un inventaco el de este señor, quiero que el mundo se entere.

Y volviendo al relato cotidiano, he desayunado, me he hecho la comida y he ido a la universidad. Y he trabajado bastante serio (después de aprender sobre la higiene humana), ya sólo me queda una entidad para etiquetar (y la corrección, que tiene que acabarse antes del 30). Y en ello he estado toda la mañana.

Luego he ido a comer y me he dado cuenta de que he salido sin la tarjeta, por lo que cabía la posibilidad de que no pudiera entrar en el despacho después. Pero he tenido suerte y Gorka ha llegado exactamente 5 segundos antes que yo y me ha abierto.

Y por la tarde he conseguido acabar la evaluación de Gorka. Evaluación que cuando la acabas te dice qué sistema te ha parecido mejor. Los dos han sido bastante mediocrillos en mi caso, pero uno mejor que el otro. Ahora reflexionamos sobre el procesamiento del lenguaje, tranquilos.

Y luego he estudiado para el PER: un poco de RIPA y unos ejercicios de carta. Algunos problemas de carta no me han salido muy allá. Como para intuir la respuesta correcta, sí, pero… Y mi pregunta es: ¿en el examen miran cómo has llegado a la solución o miran sólo la respuesta? Mañana le escribo a Floren para preguntarle.

Y luego he ido al cine a ver Interstellar con Aitor: el ponía el coche y yo le invitaba a media entrada. Es que me tocó una entrada para el cine el otro día. Y encima, siendo miércoles el cine estaba a 3,90 y nos ha salido la peli 2 euros. Muy intensa la película, he salido cansada. Aparte de las teorías físicas que planteaba me parecían en ciertos casos difíciles de creer; a mí lo que me molan son las masas en lo alto de un plano inclinado o el burro que tira de una masa que va por el río. Tres dimensiones, ni singularidades, ni agujeros de gusano, ni mandangas.

Y luego he comprado un colgador en el Eroski. Hasta el moño estoy ya de lo que tarda la ropa en secarse en esta casa. Confío en que poniendo la ropa en el salón mejoren los resultados. Además así podré cambiar en verano ese que cogí de la basura en Bakio, que estaba nuevo, pero torcidillo. Que tampoco me extraña, porque he comprado uno igual y me ha costado 8,90.

Luego hemos cenado y he venido a casa a escribiros en el blog. ¿Estáis viendo ese pedazo de zuruto de programa de Urkullu? ¿Quién es el cabrón que ha metido ahí a esos niños? Nosotros estamos viendo Top Chef, que le gusta a Mikel.

Un día ajetreado el de hoy. Mañana también se espera trabajo y acción con charla incluida: ¿tenemos humor los vascos?

Iruzkin bat utzi

Erantzunik ez oraindik.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s