Bgo en Donosti 30

Hoy, día nubladillo en Donosti he comido macarrones con bechamel. La bechamel es parte de un experimento que he llevado a cabo estos meses. Los resultados son concluyentes: la bechamel de bote se puede congelar y, aunque queda un poco más espesa, sigue en perfectas condiciones. Es que en esta casa o congelas o le sale moho a la comida en cuanto te descuidas. De momento sólo he conseguido acabar un bote de tomate frito. Por más pequeños que los compro, siempre les sale moho. Otro dato interesante es que al tomate Orlando le sale el moho más tarde que al de Eroski.

Total, que me he despertado, he desayunado y he hecho los macarrones. En el trabajo he estado etiquetando unos textos amén de leerme unos pdfs un poco por encima (creo que he usado bien amén). Los textos no encajan mucho con mi fase actual de investigación, pero me han dado un par de ideas de cómo enfocar mi trabajo. Hoy porque he estado vagueando, pero podría sentarme a pensar un poco y comenzar a estructurar un poco mi tesis.

Hoy, además, Oier ha estado en nuestro despacho porque en infor no sé que pasaba con la luz y no podía trabajar allí. Sin más, como dato.

Hemos comido, hemos tomado café (bueno, yo no, pero he estado con los que tomaban café) en el aulario porque la cafetería de infor está cerrada. No creo que hagan mucho negocio sin estudiantes. Sobre todo sin los de las aulas de experiencia, véase esos jubilados que van un ratito a clase y luego se toman un café muy largo, casi con partida de tute y todo (este blog va recuperando el humorcillo y tonillo característicos ahora que tengo tiempo para escribir tranquila).

Y luego hemos ido a hacer la compra para la cena de mañana. Es que mañana tenemos cena de sushi en la sociedad de Uxoa. A mí no me gusta el sushi, pero Aitor, que se jacta de hacerlo todo muy bien, va a ser el cocinero. Y como sé que lee este blog y para meterle un poco de presión desde aquí le digo que, ya que sabe hacerlo todo taaaaaaan bien, seguro que hace un sushi que me guste a mí. Si no lo consigue, quedará patente que no hace todo taaaaaaaan bien. Ya os contaré si me gusta este sushi. Para poneros en situación: he comido dos veces sushi en mi vida, del barato y del caro, y no me ha gustado ninguno. Y que nadie se sienta presionado.

Y luego me he puesto a subir fotos a Mega. Mega es un servicio de almacenaje online de un señor gordito muy majo que se llama Kim Dotcom (podéis descargaros su disco del propio Mega). Este buen caballero da no sé cuántos gigas para almacenar morralla. El gobierno de los Estados Unidos dirá que se usan para guardar y compartir piratería, pero eso es sólo verdad a medias, yo lo uso de disco duro y para compartir fotos.

Y mientras ha habido luz, me he puesto a leer. Desde luego, hace falta luz de la calle junto con la del salón porque estas tres bombillas que tenemos no iluminan una mierda. Y no me dala gana de poner las bombillas que faltan por eso de ahorrar.

Y también me he apuntado a Blablacar, ya he hecho el perfil y ya he mirado viajes disponibles para ir y volver de Donosti. Pero no he encontrado ninguno interesante por el momento.

Y no he salido a correr por poder escribiros tranquilamente, no por otra cosa. A ver cuándo cojo la rutina otra vez (si se le puede llamar rutina a salir a correr cada vez que se alinean todos los planetas de nuestro sistema solar).

Iruzkin bat utzi

Erantzunik ez oraindik.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s