Bgo en Gdansk 06

Antes de que se haga demasiado tarde, voy a escribir lo que he hecho estos dias.

El lunes tuve mi ultima formacion pro la mannana. La charla fue en polaco y a los guiris nos pusieron traduccion simultanea. Se puede decir que me entere de 15%, pero es que las interpretes tenian una capacidad de sintesis tremenda y seleccionaban solo lo mas importante para traducirlo. Hablaron de la historia de Gdansk pero, vamos, que no dijeron nada, de los autobuses (y creo que todo el mundo se lio con que autobuses son gratis y cuales no) y tuvimos otra charla de primeros auxilios que fue exactamente igual que la primera, pero esta vez no teniamos que practicar. Una perdida de tiempo, pero habia que estar.

Luego fui al supermercado acompannada por Rafał que me llevo la bolsa de la compra hasta el centro de voluntarios y por eso esta en primera posicion en el campeonato de caballerosidad que he creado. Se ganan puntos sujetando puertas y llevando bolsas, por ejemplo, pero se pueden perder tambien si se cierra la puerta en la cara y asi. El premio es una cerveza calentorra de la tienda y el ganador se sabra el 2 de julio. Es que a mi tanta caballerosidad me sorprende, aunque parece ser que aqui es normal eso de llevar la compra y sujetar la puerta.

Y luego no recuerdo exactamente que hice, la verdad, se que a las 8 o asi me duche y luego fuia Brzezno a la playa a tomar una cerveza en un chiringuito (es que como ya tenemos las acreditaciones, podemos viajar gratis todo lo que queramos).

Ayer me fui a Malbork con Marcin, iban a venir Ola y Kasia tambien, pero se rajaron y nos fuimos solo Marcin y yo. Fuimos a la estacion, compramos los billetes, uno normal para el y uno de estudiante para mi (que conste que le ensenne el carnet ISIC y la sennora de la ventanilla me dijo que valia). Esperamos al tren (mientras los trenes mas ruidosos del mundo pasaban por la estacion), nos montamos, vino el pica y nos dice que el billete esta mal. Bueno, se lo dijo a Marcin porque yo no me estaba enterando de nada. Es que solo vale el carnet de estudiante polaco, pero repito que a la de la ventanilla le parecio bien mi carnet y aparte a Marcin tambien le habian cobrado menos. Total, que se va el pica con nuestro billete (porque aui hacen solo un billete por cada pago), mi DNI y mi carnet ISIC. Vuelve al de un rato y dice que tenemos que pagar lo que falta (aunque reitero que la culpa es de la ventanillera). Y entonces se vuelve a ir a hacer el nuevo billete y saco mi ultima baza: un billete de 100 zlotys para el que seguro no tendra cambio. Viene y dice que son 14 zlotys lo que tenemos que pagar y yo le doy mi billete de 100. La cara de “pero no me jodas” del hombre fue epica y yo aun tenia un poco de esperanza, pero se fue con mi billete y me devolvio 86 zlotys al de un rato… Maldita honradez de esta gente…

Y llegamos a Malbork, que no tiene nada mas que el castillo. Eso si, el castillo brutalmente grande, con la mitad de los ladrillos originales y hay que acceder por huevos con guia (o un sennor viejo con una gafas de esas a las que les subes y les bajas las lentes oscuras o una audioguia que hay que pagar aparte). Asi que nos fuimos con el guia polaco y Marcin me anduvo traduciendo. 3 horas de visita, nada mas y nada menos: salas variadas, museo de ambar, museo de armas… y cuando le preguntamos a un tio a ver donde estan los servicos nos pregunta a ver si queremos servicios para utilizarlos o para visitarlos. Gente extranna en Malbork…

Luego comimos una pizza, vimos el antiguo ayuntamiento, unas puertas de ladrilloq ue siguen quedando por ahi y la iglesia de S. Juan, ya ataviada para celebrar el Corpus Christi. Y lo que mas me llamo la atencion desde que llevo aqui: los ninnos hacen la comunion vestidos de cura. De fraile no, de cura… Le pregunte a Marcin y me dijo que eso es una moda nueva, que el la hizo de traje, pero que ahora se estila eso de ponerse una sotana blanca. Todavia no me he recuperado del shcok, sinceramente.

Y luego volvimos a coger el tren esta vez sin problemas, llegamos a Gdansk, fuimos al centro de voluntarios y justo Rafał nos dijo que se iba al aeropuerto a ver llegar a la seleccion espannola. Y ahi que nos fuimos corriendo al tranvia y luego al autobus (que no sabiamos fijo si era gratis porque es un autobus especial). Vino el autobus, nos montamos y el hombre me dice “fri”, pero es que los polacos a “three” le dicen “fri” porque les cuesta mucho hacer ese sonido y jsuto el billete de ese bus valia tres zlotys. Total, que no sabia si me estaba diciendo “free” o “three”. El resto callados porque como eran polacos era mas dificil hacerse los tontos, asi que ahi estuve yo hasta que el hombre me dijo “gratis” intentando saber si habia que pagar o no.

Y cuando llegamos al aeropuerto, vimos en la parada de bus a unos espannoles, que no sabiamos si iban o venian. Se iban. Les pregunte y me dijeron que los jugadores se bajaron del avion y seguido se fueron a un autobus sin firmar autografos ni nada. Y nos cogimos el primer autobus de vuelta. Y mientras estabamos en el autobus, nos dijeron que habia una fiesta en la playa, asi que nos bajamos del autobus, cogimos el tranvia y en 18 minutos nos cambiamos de ropa y cenamos para coger el tranvia para ir a la playa.

Y estuvimos un rato en la playa al lado de una hoguera para que nuestras ropas se ahumen de vez en cuando y luego nos volvimos, basicamente.

Hoy me he despertado, me he duchado con agua caliente y me he ido con Faustyna y Magda a Westerplatte, que es donde empezo la II Guerra Mundial. Y hasta alli que hemos ido y hemso visto las ruinas de aquello: unos barracones semiderruidos a los que no se sabe muy bien si es seguro entrar, pero todo el mundo entra. En Inglaterra habria fijo un cartel de prohibido o de “at your own risk”, pero esto es Polonia. Y tambien una torre de vigilancia a la que se puede subir, pero esta llena de cervezas ahora. Y tambien hay un monumento a la lucha contra el fascismo. Un paseito, nada mas.

Luego hemos cogido el autobus de vuelta, hemos esperado muchisimo al tranvia porque se habia parado en algun sitio porque se habia caido la electricidad y, finalmente, hemos conseguido llegar al centro de voluntarios. He comido y me he venido a escribiros porque a las 16.30 tengo una formacion sobre seguridad en las estaciones de tren. Del anden a la via hay 30 centimetros de caida, pero aun asi, bien esta hacer un cursillo.

Iruzkin bat utzi

Erantzunik ez oraindik.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s